28 abr. 2008

otro ministro mister proper

"No existe ninguna botella tóxica y le invito a que me traiga la botella que quiera para que me la tome, aunque con gusto la compartiré".

por mi como si se mete la cosecha entera de aceite entre pecho y espalda, no estoy dispuesta a sumarme pero sí a aplaudir, sin embargo, no suena ese aunque a un lapsus linguae?

3 comentarios:

ybris dijo...

Parece ser que si hubiese habido una botella tóxica ya nos la habríamos bebido desde que sucedió la contaminación.
Entre que no quieren sembrar alarmas, no quieren perjudicar a los productores y no quieren dar marcas no hay quien se entere.
Y yo tampoco entiendo ni el "aunque" ni el "la compartiré".
En esto, como en lo de Ascó, nos enteramos siempre tarde.

Besos.

thirthe dijo...

sí, sí...toda la frase es lapsus linguae:-))

manuel_h dijo...

¡las cosas que tienen que hacer los ministros!!

besoss