25 feb. 2008

el debate

cómo no verlo!

sólo por el morbo, veré el debate, porque mi desinterés por la política avanza a medida que aumenta mi cabreo cotidiano. Es un cabreo personal con mi entorno más directo, no os preocupéis, que a grandes rasgos todo va bien. Los grandes rasgos parecen estar trazados por manos de izquierdas (?) pero los que se encargan de delinearlos son manos advenedizas o mal recicladas del tiempo anterior, o tecnócratas infiltrados...o politicos subyugados por el poder de la empresa privada y del capital. Que éste sí que tiene morbo!

a ver qué pasa hoy y mañana contamos!!!

3 comentarios:

ybris dijo...

No vi el debate. Todo tan estudiado...
Es como si se enfrentaran un representante de coca-cola y uno de pepsi.
Hoy a las tres ya citaba el País a Zapatero como vencedor por pocos puntos sobre Rajoy según todas las encuestas.
Yo, de verdad, hasta que no se permitan más políticos que los que tengan ingresos por debajo de la mayoría, me conformo con que no gane una derecha que me repatea.

Besos.

thirthe dijo...

eso mismo pienso yo, y por eso no pensaba ver el debate, pero qué c...o!! me lo iban a contar de todas todas, y lo iba a ver por trozos y multiplicado por mil, encima a través de las versiones de otros....
entonces, me armé de valor y de ánimo, de cocacola, queso con membrillo, aceitunas, melón (cn jamón)...faltaron patatillas...qué fallo!
y así, en familiar compañía, como si de un partido del siglo se tratase...

me vi todo el debate

dsde la presentación de los púgiles, con la adrenalina a punto, pasando por la aproximación cuerpo a cuerpo hasta la puntilla final

y ganó zapatero

ya solo por la redacción infantil del comunicado final del otro, será cursi!qué niña querría ir de su mano?

ya solo por eso

ganó zapatero

Xosé Antón dijo...

A mi me parecíó un auténtico c...zo. En realidad no creo en este tipo de espectáculos televisivos donde luego cada uno da por vencedor al candidato de su partido. Para mi estuvo mejor Zapatero, sobre todo porque me parece buena persona y el Rajoy no lo soporto ni me lo creo.