2 ene. 2005

Oh, año nuevo!



A propósito del deseo anterior me viene a la cabeza un recuerdo de mi hijo, el mayor, cuando de pequeño le daba por hacerse oír a fuerza de hablar cada vez más alto

"habla bajito que te escucho igual" le decía yo

y él, entonces, se agachaba y elevaba aún más la voz.

Pues nosotros igual.

El deseo bajito

Pero seguiremos gritando.

(que se nos escuche!)

12 comentarios:

Alicia A Traves del Espejo dijo...

Qué lindo post Thirthe, en especial para el comienzo del año.Besos renovados.

Magda dijo...

Que bello mensaje querida Thirthe. Una vez reitero que los niños son sabios, aprendamos siempre de ellos...

Y sí, gritemos siempre más fuerte.

Besitos para ti.

thirthe dijo...

Después de la tragedia, ésta es una foto esperanzadora para comenzar el año, que transmite calma, paz. Y los niños, menos mal que nos quedan los niños.

Muchos besos, crujientitos de año nuevo, a las dos.

manuel_h dijo...

bueno, es un consuelo ver que los profes que alguna vez lo fuimos de geografia servimos para algo.

besosssssss

muralla dijo...

Los niños, como los animales, son los últimos que nos quedan para observar y leer los mensajes de la Tierra.
Demos gracias por la sabiduría de esa niña y roguemos por un mundo mejor. Gritémoslo.
Te quiero. Muralla.

siloam dijo...

es una historia emocionante que escuché en la radio (Manuel, claro que sirve, a mi me ha pasado a veces,estando de viaje, que recordé lecciones de geografía,por suete sin tsunami después).
besos.

thirthe dijo...

Lo gritaremos cada vez que sea necesario, Muralla, como los niños, hasta ponernos pesadas. Y sí que recuerdo las clases de geografía, junto con la educación física eran las que más me gustaban, por aquello de imaginar pueblos y paisajes diferentes. Tan cerca te quedaban las montañas rocosas o el rio mississipi como sierra nevada o el guadalquivir. Aparte de los libros, era el único canal de viajar que teníamos.
(aunque los sunamis me los explicaron en ciencias de la naturaleza;-)

Besos a los tres.

Saf dijo...

Qué maravilla, Thirte!
He leído tu enlace al artículo del salvamento gracias a esa niña.

Y no puedo más que asentir a lo que dices y al comentario de Carmiña: Dejemos oir las voces de los niños.
Niños sin contaminar por las experiencias, los intereses ni la civilización.

Y feliz año!!

Saf ;-))

mad dijo...

Seguiremos. Tendrán que escucharnos, sin remedio.
Muitos beixos, preciosa

Anónimo dijo...

Qué linda historia. Siempre hay, aún en medio de la desgracia, algo que nos da un poco de luz y de esperanza, algo que nos hace sonreir, a pesar de todo.

Besos :)

Nemomemini
http://www.rusinho.net/nemomemini

thirthe dijo...

Saf, Mad, Nemo.
Besos, besos, besos.

Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.